La franquicia española fuera de España

La franquicia española goza de buena salud. La internacionalización de las franquicias españolas es una opción que permite que un modelo empresarial exitoso pueda crecer más rápido porque el capital para extender puntos de ventas puede llegar desde otros puntos y también de otros países.

La internacionalización de la franquicia española es una vertiente del comercio exterior que presenta numerosas oportunidades.

Dar el salto fuera de nuestras fronteras y alcanzar el éxito solo puede producirse si la franquicia está consolidada en el país de origen, es por ello que es recomendable realizar un estudio de viabilidad y decidir muy bien el mercado, 

La influencia de la estabilidad política o legislación son determinantes. Se puede afirmar que lo más importante con respecto a la internacionalización de una franquicia es la parte legal y, dentro de ella, conocer la legislación del país y la fórmula con la que se va a abordar la entrada.


Hoy en día, el sistema de franquicias en España está presente en 137 países, de ellas, 302 marcas están exportando y hay 21.000 establecimientos fuera, en distintos mercados, es de especial importancia el papel de la PYME en este desarrollo y crecimiento continuo.


La confianza entre las franquiciado y franquiciador

La importancia de establecer una relación de confianza con los franquiciados siempre es clave, pero si hablamos de internacionalización de franquicia y teniendo en cuenta la distancia, diferencia horaria o problemas de comunicación por diferencias de idiomas, la confianza adquiere aún mayor importancia.

Retorno de inversión

El tiempo de recuperación de inversión para un franquiciado fuera del país de origen suele oscilar entre los 24 a 36 meses, si pasado este tiempo la franquicia no ha recuperado la inversión, algo va mal y se debería reconducir la situación.

Las franquicias más rentables que funcionan fuera de España suponen una de las búsquedas más comunes entre los emprendedores en la actualidad. Tanto por estar interesados en franquicias españolas que pueden exportar, tanto por importar dentro de nuevas fronteras otras ideas de negocio que triunfan en el extranjero, las franquicias que funcionan fuera de España es un tópico de gran interés.

Una de las ideas mediante las cuales se han reinventado muchas franquicias y que ha supuesto una solución para las empresas con insuficiencia de demanda nacional en los últimos años, ha sido la búsqueda de nuevos mercados exteriores.

Expansión

En 2017 se abrieron un 4% más de establecimientos fuera de las fronteras que en el año anterior. Este incremento permitió alcanzar los 21.730 comercios.

Pero tenemos que decir que no todos los sectores se expanden por igual. Hay importantes diferencias entre ellos. Los que cuentan con una mayor cantidad de enseñas en el extranjero son la moda, hostelería y restauración y belleza y estética. Entre los tres alcanzan el 54% del total.

Salir al exterior es sinónimo de crecimiento, un claro ejemplo de ello es la cadena 100 montaditos. Se constituyó en 2004 y cuenta ya con 330 locales franquiciados, de los cuales 70 están en ocho países. Pero antes de esta cadena fueron otras, como por ejemplo Telepizza, que tiene 667 locales en el extranjero, concretamente en 9 países.

El producto español es reconocido en todo el mundo y la franquicia es una valiosa arma que debemos tener muy en cuenta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

linkedin